• June 21, 2024, 8:07 am
  • info@hastaquecaigalatirania.com
  • Error>

Editores venezolanos “bajo la lupa” del régimen señalados de extorsionadores

Editores venezolanos “bajo la lupa” del régimen señalados de extorsionadores

Editores venezolanos “bajo la lupa” del régimen señalados de extorsionadores

Editores venezolanos “bajo la lupa” del régimen señalados de extorsionadores


Desde la Redacción Hasta que caiga la tiranía

Y sí, esto apenas comienza, así como amenazó el vicepresidente del régimen, Jorge Rodríguez. Ahora, van por los editores de Wikipedia, a quienes señalan de “extorsionadores” y acusándolos sin pruebas algunas en un artículo web bajo anonimato, a Oscar Costero y Santiago De Viana, por supuestamente editar artículos sobre reconocidas personalidades de Venezuela y exigir pagos para elaborar, cambiar el contenido. Es la denuncia de la Ong Espacio Público.

Estos editores venezolanos son investigados por el rÊgimen de Nicolås Maduro por sus trabajos redaccionales para uno de los sitios web mås visitados del mundo, ya que Costero y De Viana, son editores de la Fundación Wikimedia, organización matriz de Wikipedia.

De Viana es editor en temas de política, y publicaba artículos sobre corrupción en Wikipedia, mientras Costero fue presidente de Wikimedia capítulo Venezuela durante 10 aùos.

Desde 2019 comenzaron los ataques contra el portal web, reporta Espacio Público. Luego se desató una “guerra de edición” en la biografía de Juan Guaidó, por no acordar los editores si para ese momento era o no presidente de Venezuela, motivo por el que el régimen bloqueó Wikipedia en el país.

Esto dio motivo para Wikimedia Venezuela emitiera un comunicado para exigir la causa de este arbitraje, pero no se le notificó y unas semanas despuÊs se les dio el acceso de nuevo sin respuesta formal, explicó Espacio Público.

Luego vino la persecución: prohibición de salida del país, revisión policial, detenciones arbitrarias, despojo de sus pertenencias, incomunicado, interrogaciones de su vida personal y profesional, difamación; parte de los actos cometidos de los cuerpos de seguridad del rÊgimen contra Oscar Costero, y parte de ellos contra Santiago De Viana.

Espacio Público quien ha estado interviniendo a favor de Costero, exige que su defensa tenga acceso al expediente del caso para garantizarle el debido derecho, porque se le ha irrespetado y vulnerado su proceso.

De acuerdo a la nota de Espacio Público, Oscar Costero se enteró de un proceso en su contra al intentar renovar su pasaporte a travÊs de la pågina del Saime que le notificó que debía dirigirse a la oficina central.

Y cuando se presenta, el 17 de octubre de 2022, una trabajadora le comunicó que tenía una prohibición de salida del país. Le hizo firmar y plasmar su huella en una declaración para averiguar su nombre. “Ella habló con su jefe en otra oficina, llamó a un policía que revisó a Costero y media hora después llegó una comisión de tres funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas”, rememora el comunicado.

“Lo detuvieron de manera arbitraria y trasladaron a la sede de Parque Carabobo bajo el pretexto de tomarle una declaración”, denunció la ONG.

El wikipedista lo despojaron de sus pertenencias y permaneció incomunicado, sin explicarsele los motivos; luego lo interrogaron sobre su vida personal y finanzas; su vinculación con Wikimedia, ademås de la relación con otras empresas asociadas a su vínculo familiar y con Santiago De Viana.

La persecución de un rÊgimen

Costero detalló a Espacio Público que “por temas de ingenuidad De Viana tenía un pseudónimo en Wikipedia que era muy fácil de identificar su nombre real. A partir de allí empieza una difamación contra él”, que incluía notas de blogs anónimas donde lo señalaban como “extorsionador de Wikipedia, que cobraba para publicar y lo relacionaban con un caso de narcotráfico”.

Los funcionarios no se identificaron durante la entrevista, no permitieron acceder al expediente del caso, no dejaron que Costero se comunicara con sus familiares ni abogados de confianza, recapitula esta Ong. “Le dijeron que habían recibido información sobre la presunta comisión de los delitos de legitimación de capitales e instigación al odio, y solicitaron todas las direcciones donde podrían localizarlo y datos de contacto”, reza textualmente el comunicado.

“La libertad de asociación y de expresión son derechos humanos necesarios para la existencia de una sociedad democrática y para que sea posible un debate público plural y diverso, que permita el progreso personal y colectivo”, precisa la organización en pro de los derechos humanos y de información en Venezuela.

Con información de El Nacional